Magos, brujos y hechiceros son gran atractivo para el cine, incluyendo el dominicano